| Aclaraciones de Fein

La fiscal dio precisiones sobre la puerta cerrada y la huella encontrada

Dijo que la madre de Nisman había abierto una de las cerradura, pero que no pudo abrir la puerta. Sobre la huella encontrada en un pasadizo dijo que sería de personal de mantenimiento.

Viviana Fein indicó hoy que la carátula de la causa sigue siendo “muerte dudosa” y confirmó que se encuentran declarando la madre del funcionario judicial, Sara Garfunkel, y una secretaria de la UFI-AMIA, entre otros allegados.Fein dijo a la prensa que esperaba obtener información valiosa para el expediente a partir de las declaraciones del personal de la UFI-AMIA, “muy allegado al fiscal”, que “uno a uno” está declarando, y reiteró que la carátula de la causa sigue siendo “muerte dudosa”.

“En este preciso momento les pido un poco de paz. Estoy tomando declaración a personal muy allegado de la UFI que me va a poder dar mejores precisiones”, dijo la fiscal en declaraciones formuladas en la puerta de la Fiscalía Criminal de Instrucción N°45, ubicada en Tucumán 966.

Asimismo, señaló que el cerrajero que acudió el domingo al departamento de Puerto Madero donde vivía el fiscal Nisman omitió aclarar ayer en sus declaraciones a la prensa que la puerta que él dijo que abrió con facilidad “tenía otra cerradura” y que “ésta estaba cerrada pero pudo abrirse antes que él llegara con la llave de la madre” del funcionario judicial fallecido.

Agregó que recientemente, en su declaración ante la fiscalía, un custodio mencionó que “el sábado por la noche le tuvo que entregar un sobre a un periodista, de parte de Nisman”, y pidió a esa persona que se acerque a la Fiscalía para brindar información al respecto.

“Si alguien tiene un sobre con documentación le pido que se acerque a mi fiscalía y me informe. Yo no puedo entender por qué no se acerca a mi Fiscalía”, dijo sorprendida, e hizo extensivo su pedido a “cualquier ciudadano que tenga información” veraz.

Luego se supo que esa persona era un periodista del sitio Infoba, quien se presentó a declarar y dijo que el fiscal le había enviado un sobre a su casa con información, pero que era el mismo contenido de la denuncia que ya se conocía.En diálogo con la prensa, la fiscal adelantó también que “no va a llamar a declarar a (Antonio ‘Jaime’)  Stiusso, el ex director de Operaciones de la ex SIDE, y que la carátula de la causa no cambió y sigue siendo “muerte dudosa”.

La fiscal dijo también que el experto informático Diego Lagomarsino, que le facilitó a Nisman el arma de la que salió el disparo que provocó su muerte “iba muy seguido” al departamento del fiscal y que “sólo se anunciaba en la guardia y, si Nisman lo autorizaba,  pasaba”.

“Estamos viendo también documento de apoyo tecnológico. Se bajó toda la información de los teléfonos. Sólo falta uno”, aportó.Además, se refirió a la huella plantar y de la mano que se encontró al lado del equipo de aire acondicionado del departamento, y dijo que si bien “no se da por asegurado” y habría que “cotejar” los datos, podría corresponder a personal de mantenimiento del equipo” que habitualmente realizaba controles para verificar el buen funcionamiento de los equipos.

En cuanto a la ex esposa de Nisman, la jueza Sandra Arroyo Salgado, informó que ayer pidió ser “querellante” y ahora debe decidir la jueza Fabiana Palmaghini.

“Ella (la jueza) evaluará si es necesario una nueva autopsia. No pidió todavía nueva autopsia”, dijo Fein.

Sobre el fiscal federal Carlos Stornelli, que ayer se acercó a declarar a su fiscalía, Fein confirmó que sólo dio cuenta de una “charla telefónica” que mantuvo con Nisman el viernes en la que notó un “tono de voz preocupado”.

Fein sostuvo también que al momento de ver el cuerpo la médica legista, Nisman tenía “entre 12 y 15 horas de fallecido”.

Al ser consultado sobre los vecinos de Nisman, la fiscal indicó que “se tocó timbre al vecino, que es una persona que alquila el lugar normalmente”, y adelantó que “se hará un relevamiento de los vecinos más circundantes y cercanos” al departamento del piso 13 de las Torres Le Parc de Puerto Madero, en el que vivía el fiscal, y agregó que “eventualmente, se les tomará testimonio”.


Compartir: