| Estadísticas

Los robos y hurtos aumentaron durante el 2018 (los homicidios también, pero menos)

La crisis social tuvo su correlato en las estadísticas criminales. En los últimos cinco años bajaron los homicidios.

Los últimos números sobre estadísticas de delitos en la Argentina mostraron dos novedades: una baja en los homicidios dolosos en los últimos cinco años, aunque con un leve incremento el año último, y un aumento más considerables en los robos y hurtos en 2018 respecto del año anterior.

Según los datos del Ministerio de Seguridad, la tasa de homicidios dolosos disminuyó un 30,3 % entre 2014 y 2018 y quedó como la segunda más baja de América Latina después de Chile.

Si bien la cantidad de homicidios de ese tipo fue disminuyendo desde 2014 -el año con el índice más alto de los últimos cinco-, se advirtió un incremento de casi un 2 % entre 2017 y 2018, de acuerdo a la última estadística criminal elaborada por esa cartera.

Al mismo tiempo, la tasa de robos y hurtos aumentó en 2018 respecto al año anterior pero ambos delitos descendieron entre el 2014 y 2018. Según el informe del Sistema Nacional de Información Criminal, la tasa de robos cada 100.000 habitantes creció un 3,9 por ciento y la de hurtos ascendió un 7,9 entre 2017 y 2018.

Los hurtos son robos sin violencia. Es decir, la sustracción de un bien sin que su propietario se de cuenta. Los casos típicos son lo de los carteristas o los robos de objetos que pueden quedar en el patio de una casa, cuando sus dueños no están. En los dos casos aumentan cuando la situación social es más complicada.

El mismo jefe de la Policía Bonaerense, Fabián Perroni, admitió el año pasado que los delitos aumentan como consecuencia de la crisis social. Durante una entrevista radial. en mayo del año año pasado, sobre si el incremento de los robos y delitos simples estaba vinculado con el hambre, reconoció: “Sí, por supuesto”. 

“Hay un problema social, que es obvio, que hace que la persona que tenga la necesidad de comer, por definirlo de alguna manera, (delinca), lo que hace que el delito más simple aumente”, admitió entonces Perroni.

El jefe de la policía provincial dijo entonces que se estaba trabajando “sobre esta situación porque el delito que menos está bajando es ese, el robo, el hurto, el asalto y hay un trabajo del Ministerio de Seguridad sobre las zonas calientes para bajarlo, pero la falta de inclusión es un tema que hace que los lleve a esta situación”. 

La ministra Patricia Bullrich se limitó a decir “pudo haber sido”, cuando se le preguntó si el incremento de robos y hurtos en especial pueden estar relaciones con el deterioro de los índices sociales. En todo el país, el año pasado hubo 425.302 entre robos y robos agravados por lesiones y/o muertes, lo que significó una tasa de 955,9 cada 100.000 habitantes. 

“Si seguimos por este camino en una década podríamos tener tasas europeas”, dijo la ministra Patricia Bullrich durante un encuentro con un grupo de periodistas, del que participó la subsecretaria de Estadística Criminal, Mariela Budiño y el secretario de Gestión Federal, Enrique Thomas.

La funcionaria nacional presentó los datos del Sistema Nacional de Información Criminal (SNIC), del que surge que la tasa de homicidios dolosos cada 100.000 habitantes en el país disminuyó progresivamente un 30,.3 entre 2014 y 2018. 

Argentina tiene la segunda tasa más baja de América Latina de ese delito con 5,3 (en 2017 fue de 5,2) cada 100.000 habitantes después de Chile y en lo que va de 2019 descendió a 5 respecto al mismo período de 2018. 

Además, las tasas de homicidios dolosos de 2017 y 2018 fueron las más bajas de los últimos 17 años, desde que se creó el SNIC, según el informe elaborado por el SNIC.

En 2018, en todo el país, se registraron 2.362 víctimas de ese delito, mientras que en 2014 la cifra fue de 3.228.

Sobre Santa Fe, la ministra dijo que hubo una tasa de 9,5, mayor a la media, lo que atribuyó al recrudecimiento de la violencia en Rosario a partir de la condena a la banda narco “Los Monos”.

En tanto, de la totalidad de los homicidios el 13,7 % correspondieron a “femicidios”, por lo que en las próximas semanas el Gobierno nacional supuestamente presentará un plan de prevención.