| Hackeos

Denuncian una masiva filtración de documentos de la Policía Federal

También fue intervenida la cuenta de twitter de la Prefectura Naval. Publican documentos en la web profunda.

Los tuits hackeados de la Prefectura.

Una masiva filtración de documentos internos de la Policía Federal se habría llevado adelante en las últimas horas, mientras que al mismo tiempo la cuenta de twitter de la Prefectura Naval fue hackeada esta mañana y se publicaron una serie de mensajes absurdos. 

“Hace unas horas, 3 de nuestros buques fueron atacados por misiles británicos. La Fuerza Aérea y la Armada han respondido con éxito a esta violación de nuestro territorio. El presidente Mauricio Macri ya está en camino hacia el lugar. 27 oficiales de prefectura han fallecido”, decía el primer tuit de la Prefectura.

“Gracias Pato Bullrich por el ginebra ¡Pego repiola!”, agregaba otro tuit mientras que un tercero anunciaba la filtración de “datos personales de todos los policías, escuchas, documentos confidenciales, etc” en una operación apodada como “LaGorraLeaks”. 

Paralelamente, desde una cuenta identificado como “La Gorra Leaks 2.0” se informó que se

publicaron fichas personales de policías que fueron retuiteadas por la cuenta de Prefectura Naval. Luego de que se identificó el hackeo, todos los tuits intrusos fueron borrados.

Estos mismos usuarios habrían sido los responsables de difundir en el 2017, a través de las webs Reddit y GitHub, capturas de una dirección de correo de la Policía Federal, audios con denuncias y mails enviados por agentes. En ese momento, además, sufrió un hackeo la cuenta de Twitter de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, quien no la pudo recuperar durante varias horas.

“Informamos que esta cuenta fue hackeada este mediodía. Los comentarios fuera de lugar que se publicaron en ese período no reflejan la opinión de la institución y fueron eliminados una vez recuperado el control de la misma”, escribió la Prefectura una vez que recuperó el control de la cuenta de twitter.

Poco más tarde la Prefectura indicó que se había iniciado una investigación para determinar el origen de la infiltración, aunque no se dieron más detalles de lo sucedido ni el origen de la filtración.

De todos modos, la cuestióno no quedó allí. Ya que horas más tarde desde la misma cuenta “La Gorra Leaks 2.0” se indicó a través de una serie de tuits que la información hackeada ya había sido filtrado y publicada en la llamada deep web, la internet profunda a la que se accede mediante la descarga de diversos programas.

“Iba a ir al Ministerio de Seguridad a reportarles personalmente los errores de Seguridad que encontré en sus servidores, pero después recordé que ya metieron en cana a gente por hacer lo mismo y se me fueron las ganas”, se escribió desde la misma cuenta.

“NO, no descargué ni vi absolutamente nada del material. No están los tiempos como para exponerse y dar excusas para que te pateen la puerta y te secuestren tus herramientas de trabajo”, escribió el usuario Javier Smaldone para advertir sobre la seriedad de la filtración masiva.