| Corrupción

Confirman la prisión preventiva de José Potocar

La Cámara del Crimen confirmó el procesamiento del primer jefe de policía de la Ciudad en la causa en la que se investiga el pago de coimas.

Potocar fue detenido en abril.

Potocar fue detenido en abril.

El primer jefe de la Policía de la Ciudad, el ex comisario general José Pedro Potocar, continuará detenido, luego de que la Cámara del Crimen confirmara su procesamiento con prisión preventiva, en la causa en la que se lo considera el jefe de una asociación ilícita que cobraba dinero a cuidacoches y comerciantes de los barrios de Saavedra y Núñez.

La resolución, que incluye un embargo de 450.000 pesos sobre los bienes de Potocar, fue firmada por los jueces de la sala VII de la cámara, la misma que hace 15 días se había opuesto a excarcelarlo.

Los camaristas Mariano Scotto y Mauro Divito ratificaron lo que había resuelto el juez de instrucción, Ricardo Farías, quien tiene a su cargo la investigación.

Además, la sala VII confirmó el procesamiento con prisión preventiva de otros dos oficiales acusados en la causa la comisario inspectora Susana Aveni y el subcomsario de la seccional 35a. Marcelo Stefanetti.

El tribunal de segunda instancia, en coincidencia con el dictamen del fiscal Mauricio Viera, rechazó los argumentos de los defensores Cristian Poletti y Raúl Alcalde, para quienes la detención de Potocar había sido “innecesaria”, “apresurada” y “abusiva”.

La asociación ilícita investigada por el fiscal José Campagnoli sostiene que en la comisaría 35a. se cobraba a los cuidadoches para dejarlos trabajar y a los comerciantes se les pedía una “contribución” para brindarles seguridad. Potocar era responsable de todas las comisarías de la ciudad.

Potocar quedó detenido el 25 de abril último, cuando se presentó ante Farías para realizar un descargo por escrito, ya que había sido mencionado en la causa en la que se investigaba a policías de la comisaría 35a. por cobrar dinero a comerciantes del barrio para brindarles una supuesta seguridad.

Apenas se conoció que el comisario general podía estar involucrado en la causa, el ministro de Seguridad porteño, Martín Ocampo, ordenó que Potocar sea suspendido en el cargo de jefe de la Policía de la Ciudad. Finalmente, el 12 de mayo pasado Potocar renunció a la jefatura policial.

Potocar se encuentra alojado en dependencias de la Gendarmería Nacional. El juez Farías le había dictado el procesamiento con prisión preventiva y embargo de 450.000 pesos por los presuntos delitos de cohecho y asociación ilícita.

Según el juez Farías, la maniobra de recaudación ilegal, que tiene varios imputados, incluía también al comisario Norberto Villarreal -ex jefe de la seccional 35a. y prófugo de la Justicia- que ordenaba que se le exigiera dinero a los “trapitos” para dejarlos trabajar y a comerciantes y empresarios para darles “seguridad”.

Las principales pruebas contra Potocar son las declaraciones de tres subcomisarios imputados en la causa y un cuaderno secuestrado de la oficina de Villarreal, que ilustraba la manera en que se distribuía el dinero e incluía a la DGC.

Para los investigadores, se trata de la Dirección General de Comisarías, cuya jefatura estaba a cargo del ahora ex jefe policial para la época en que se cometieron los ilícitos.