| Por los pasillos

Escrache a Oyarbide

Mal momento para el juez federal Noberto Oyarbide. El mediático magistrado, considerado cercano al gobierno de Cristina Fernández, asistió en la noche del miércoles al partido de exhibición entre Roger Federer y Juan Martín Del Potro, que se disputó en Tigre. Poco después de las 21.15, el juez ingresó al sector vip situado en un lateral de la cancha, cuando parte del público al notar su presencia empezó a gritar “ladrón, ladrón” y “que se vaya, que se vaya”. Al cantito inicial se sumaron luego casi todos los espectadores al grito “Oyarbide botón, Oyarbide botón, sos un hijo de p…”. Visiblemente contrariado, el juez movía la cabeza hacia los dos lados, mientras le apuntaban con una luz de láser. Cansado del escrache, se levantó y se fue.


Compartir: