| Investigación

Insólito: tres policías cobraron una coima a través de Mercado Pago

Los tres efectivos de la Bonaerense fueron desafectados y se les hizo un sumario.

Lamentablemente, la corrupción policial existe desde hace tiempo y la sucesión de casos dejan de llamar la atención. Pero a veces ocurren cosas insólitas, como la sucedida este fin de semana.

Según se informó, tres efectivos de la Policía de la Provincia de Buenos Aires fueron desafectados e imputados acusados de coimear a una persona cuando circulaba por la autopista Panamericana a la altura de la localidad de General Pacheco, partido de Tigre, quien abonó con una transferencia por la aplicación de Mercado Pago.

Aunque la información trascendió a última hora del domingo, el hecho ocurrió el sábado por la mañana, cerca de las 9.30, a la altura del kilómetro 33.700 de la Autopista del Sol, a metros del peaje de la calle Henry Ford.

Según expresaron las fuentes a la agencia Télam, en dicho lugar se realizaba un operativo para prevención de delitos en el cual estaban destinados un oficial subayudante, un subteniente y un oficial de la Policía bonaerense.

En ese contexto, los oficiales detienen la marcha de un automóvil y, según la investigación, le solicitaron al conductor un pago de tres mil pesos para continuar su camino.

Les hizo una transferencia

Según consta en la denuncia, el hombre les transfirió el dinero a través de la aplicación de Mercado Pago a uno de los oficiales, quedando constancia de su nombre, CUIL y código de la operación.

Obviamente, lo que no sabían los agentes era que el denunciante era conocido de la diputada nacional Agustina Propato, esposa del ministro de Seguridad bonaerense Sergio Berni, quien recibió en su teléfono celular la denuncia del damnificado.

“Hola compañera Agustina. Sé que no estás para estas cosas. Mira, me acaban de coimear en el peaje de Pacheco en un operativo de Policía Bonaerense. No es mi costumbre ‘chapear’ y no lo hice, pero son tan idiotas que me permitieron pagarles la coima por Mercado Pago. Si le sirve a Sergio, estoy a disposición de él”, decía el mensaje, según indicaron las fuentes consultadas.

La Auditoria General de Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad bonaerense tomó conocimiento del hecho cerca de la 1.30 de la madrugada del domingo y rápidamente la auditoria María Martínez ordenó la desafectación de los tres implicados.

Sumario en marcha

“Se abrió un sumario y se está investigando el hecho y la actuación de los efectivos”, expresó a la agencia Télam una fuente vinculada a la pesquisa.

En tanto, la fiscal María Virginia Toso, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Don Torcuato, imputó a los tres policías por el delito de “exacciones ilegales”, que según el Código Penal prevé una pena de prisión de uno a cuatro años e inhabilitación especial de uno a seis años.

“Se desconoce si el denunciante fue amenazado, coaccionado, o si intervinieron los tres efectivos imputados o solamente el titular de la cuenta. Las circunstancias del hecho no están claras porque el damnificado aún no se presentó en la justicia. Se lo citó para mañana a primera hora para poder obtener más detalles”, señaló una fuente judicial.

La fiscal Toso ya solicitó el libro de guardia, la constancia de Mercado Pago de la transferencia realizada y se les secuestró el teléfono celular a los tres policías para seguir adelante con la investigación.

Cómo fue el pedido

“El sábado a la mañana estaba ayudando a mi señora con un emprendimiento que tiene, trayendo muebles desde Tigre”, dijo el hombre en un reportaje.

“Cuando pasamos el peaje de Pacheco había un operativo retén con tres policías viales de la bonaerense”, explicó en diálogo con Cristina Pérez por radio Rivadavia.

Hasta ese momento, no sucedió nada fuera de lo particular, hasta que le muestra el registro de conducir desde la aplicación Mi Argentina, y le dicen que no es válido: “Ahí le digo, sin entrar en ninguna discusión, que Gendarmería me había parado en otras oportunidades y que sí era válido”.

“Luego de eso me dice que me tranquilice, que de acá yo me iba a ir contento. Eso ya nos llamó la atención a mí y a mi esposa. Uno se da cuenta cuando empiezan a buscar algo para hacer la multa”, señaló Fernando.

En su relato, sostuvo que el oficial empezó a buscar excusas para labrarle una contravención, y luego el jefe del operativo se acercó y a su compañero para decirle que si tenía que secuestrar el auto, que lo hiciera: “Ahí me dicen ‘quedate tranquilo que de alguna forma vamos a arreglar’”, indicó.

Tras este comentario, la víctima reaccionó y le manifestó al policía que no tiene efectivo, pero sí $3 mil en su billetera virtual de Mercado Pago: “Ahí me dice ‘no hay problema’ y llama de nuevo al jefe de operativo y le indica que yo le iba a pasar la plata”.

“No fue una situación premeditada. Cuando les oferté por Mercado Pago fue para que quede registrado. Estamos cansados de que nos metan en la misma bolsa a todos los trabajadores del sector público”, explicó el hombre.


Compartir: 
Etiquetas:  ,