| Noticias

Tenía 82 años y murió de un infarto durante un asalto

Un hombre de 82 años murió hoy luego de haber sido golpeado junto a su esposa por un grupo de delincuentes que entró a robar a su casa de la localidad bonaerense de Remedios de Escalada con el ardid de que a un niño se le había caído la pelota con la que jugaba en la vivienda.

Fuentes judiciales informaron a Télam que en las próximas horas se realizará la autopsia al cuerpo de la víctima, identificada como Pascual Peralta (82), para determinar si murió a raíz de un infarto, como presumen los investigadores policiales, o por los golpes recibidos.

Según la Policía, el hecho ocurrió esta mañana, alrededor de las 6, en una casa de una planta, tipo americana y con rejas en el frente situada en calle Emilio Castro de Remedios de Escalada, partido de Lanús, en la zona sur del conurbano, donde residía Peralta junto a su esposa.

Un vocero judicial explicó a Télam que, de acuerdo a lo que denunció la mujer de la víctima, todo comenzó cuando una desconocida tocó a la puerta y le dijo que a un niño se le había caído en el fondo de la casa la pelota con la que jugaba.

A partir de esa maniobra de distracción, cuatro hombres irrumpieron en la vivienda de Peralta con fines de robo y golpearon al jubilado y a su esposa, al tiempo que les exigían la entrega de dinero, dijo el mismo informante.

Según la fuente, los delincuentes se apoderaron de una suma no precisada de dinero en efectivo y huyeron, mientras que Peralta murió poco después del asalto.

Las fuentes policiales indicaron que el jubilado padecía problemas cardíacos y sufrió un infarto a raíz del maltrato que vivió durante el asalto.

Sin embargo, el pesquisa judicial consultado aclaró que la causa de la muerte se determinará recién a través de la autopsia ya que a pesar de los problemas cardíacos el jubilado presentaba algunas heridas por golpes.

Por su parte, la esposa de Peralta también sufrió lesiones pero no de gravedad, añadió el investigador.

En tanto, los pesquisas procuraban esta tarde determinar si los delincuentes si contaban con algún dato sobre los ahorros de la víctima ya que, más allá de lo robado, se halló dinero guardado en la vivienda del jubilado que se cree los ladrones no pudieron encontrar.

El hecho es investigado por el personal de la comisaría de Remedios de Escalada y el fiscal Lorenzo Latorre, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 4 del Departamento Judicial Lomas de Zamora que caratuló la causa como “robo y homicidio”.


Compartir: