| Noticias

Ex presidente de Vélez, secuestrado, se arroja de un automóvil

“Me querían llevar a mi casa, pero les dije que `ni loco´ los llevaba. Les dije que me pegaran un tiro, pero que no los iba a llevar”, dijo esta mañana a la prensa el candidato del frente UNEN que participará en las elecciones primarias del 11 de agosto próximo.

Según fuentes policiales y el propio relato de Gámez, el hecho comenzó anoche, cuando el ex presidente de Vélez se acababa de retirar de los estudios de TN donde había asistido a un debate político y se dirigía en su Ford Focus blanco hacia el barrio de Liniers, donde vive.

“Estábamos en Lope de Vega y Baigorria y ahí nos sorprendieron unos hombres que nos amenazaron con armas y se subieron a mi auto. Nos pasaron al asiento de atrás”, relató Gámez, quien aclaró que la otra víctima era una mujer que colabora con él y que le estaba entregando unos papeles.

Si bien querían ir a la casa, Gámez le dijo que no los iba a llevar, pero que sí los podía trasladar a la panadería de uno de sus hijos en Vicente López, donde podían apoderarse de dinero.

“Nos sacaron todo, mi alianza, dinero, mi teléfono celular, todo lo que teníamos. A la persona que estaba conmigo también”, contó el hombre, quien presentaba una herida en el cuero cabelludo que motivó la atención en un hospital.

Durante el trayecto, los delincuentes golpearon a Gámez a culatazos y le provocaron varias heridas, y lo reconocieron como ex presidente de Vélez.

“Uh, vos sos Gámez, con la que te habrás `choreado´ en Vélez”, contó hoy que le dijo uno de los asaltantes.

“Ellos me tenían permanentemente apuntando con el arma y empiezan a jugar con el arma. Yo le digo que a mi casa no los llevo ni que me maten. `Matame´, le dije, y me puso el arma en la frente. Pero yo no los llevaba ni loco porque podía estar mi hija y mi esposa”, explicó.

Gámez llevó a los asaltantes por la avenida Maipú, en Vicente López, hacia la panadería de su hijo, pero al llegar al cruce con la calle Marconi, a metros de la Residencia de Olivos, se arrojó del auto en movimiento para escapar.

“Me bajé y me quedé colgado de la ventanilla y del baúl, porque quería que baje la otra persona que estaba conmigo, pero me llevaron arrastrándome 50 o 70 metros hasta que comencé a rodar”, contó el ex presidente de Vélez.

El hombre fue auxiliado por ocasionales transeúntes que fueron a buscar un patrullero que estaba a 150 metros y lo llevaron a un centro asistencial donde fue curado de las heridas.

Luego, se dirigió a la comisaría de Olivos, donde realizó la denuncia.

La mujer que lo acompañaba, en tanto, continuó cautiva hasta que finalmente fue liberada sana y salva junto al auto de Gámez en la zona de Ciudadela.

Los peritos de la policía bonaerense trabajaban esta mañana sobre el auto del expresidente de Vélez para intentar extraer huellas de los delincuentes, quienes aún permanecían prófugos.

Además, analizaban esta mañana las cámaras de seguridad del municipio de Vicente López para intentar determinar cómo se desarrollaron los hechos.


Compartir: