| Noticias

Encuentran el cádaver de la mujer que estaba desaparecida en el pozo ciego de su casa

La mujer había sido visto por última vez cuando salía para su trabajo.

La mujer había sido visto por última vez cuando salía para su trabajo.

Susana Beatriz Leiva, la mujer de 38 años que estaba desaparecida desde el pasado viernes fue hallada esta mañana muerta en el pozo ciego del baño de su casa de esa localidad bonaerense, informaron a la agencia Télam fuentes policiales.

Leiva fue hallada en un allanamiento ordenado por el fiscal de Lomas de Zamora Héctor Toneguzzo en su casa de Blanco Encalada 250, donde la policía trabajaba pasado el mediodía, sin que hasta el momento se haya podido detereminar el paradero del esposo de la víctima.

Angelina Leiva, hermana de la mujer fallecida, entró en shock cuando se enteró de la noticia y, a los gritos, apuntó contra el sospechoso y el fiscal, que no había ordenado allanar la casa con anterioridad.

Susana tenía un hijo de un año y medio y mantenía constantes peleas con su esposo, según el relato de los familiares. “Él era muy celoso y había antecedentes de violencia”, dio la hermana a los gritos.  Ekl marido de la víctima, identificado como Alberto Ponce, trabaja como encargado en un edificio de la ciudad de Buenos Aires, en el barrio de Palermo.

El esposo de la fallecida ya no se presentó a trabajar el día que desapareció Susana y es un misterio su paradero, por lo que las principales sospechan pesan sobre él. Hay algunos testimonios que indican que la última que fue visto tenía rasguños en su cara.

Susana fue vista por última vez el viernes último cuando salió de su casa para trabajar como empleada doméstica en un domicilio de la Recoleta. A los vecinos les llamó la atención el poco interés de su marido en promover su búsqueda durante el fin de semana.


Compartir: