| Noticias

El juez Casanello giró la denuncia de Carrió sobre Báez a Santa Cruz

La denuncia sobre las supuestas bóvedas subterráneas dentro de la chacra del empresario kirchnerista Lázaro Báez en Río Gallegos realizada por la diputada de la Coalición Cívica Elisa Carrió no tramitará en la Justicia federal porteña y será remitida a su par de Santa Cruz.
Así lo informaron hoy fuentes judiciales y agregaron que el juez federal Sebastián Casanello rechazó la presentación que ayer hizo la diputada Carrio por considerar que los supuestos hechos (llevarse pruebas incriminatorias) no ocurrieron en su jurisdicción.
Igualmente el magistrado resolvió ofrecer el plan de proteccion de testigos a Sergio Triviño Tecol, empleado de Báez en su firma Austral Construcciones que supuestamente habría desmontado las bóvedas y lo fotografió.
Esas imágenes fueron aportadas ayer al juzgado de Casanello por Carrió, en el marco de la causa penal por supuesto lavado de dinero que tiene de imputados a Báez y a los financistas Leonardo Fariñas y Fernando Elaskar.
Sin embargo, Báez abrió anoche su quinta al periodismo de Santa Cruz y exhibió la vinoteca que posee en la zona de la vivienda donde, según Carrió, estuvo ubicada la bóveda hasta su vaciamiento.
“Me parece que se fueron un poco a la m….. (con la denuncia”, consideró el empresario acusado por Carrió de supuesto testaferro del ex presidente Néstor Kirchner y aseguró que quienes lo acusan “pensarán” que es “una bala de plata para la presidenta” Cristina Fernández.


Compartir: