| Más vacantes

Ballestero se fue de la Cámara Federal y queda desierta

Ballestero renuncia a partir de junio. Sólo quedan dos de los seis camaristas. El Ejecutivi tiene las manos libres para armar un tribunal a medida.

Ballestero pidió licencia y ya no volverá.

Ballestero pidió licencia y ya no volverá.

Empujado por el Gobierno el camarista federal Jorge Ballestero presentó su renuncia a su cargo a partir del 1 de junio, en una escueta nota dirigida al ministro de Justicia de la Nación, Germán Garavano. El camarista había sido el blanco de todas las críticas por haber liberado al empresario Cristóbal López.

“Tengo el agrado de dirigirme al señor ministro con el objeto de presentar mi renuncia al cargo de Juez de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional Federal de la Capital, con efecto a partir del 1 de junio del corriente año”, informó el camarista en el escrito.

Ballestero ya había dejado de ir a la Cámara ya que había pedido una licencia médica, luego de que se inició la ofensiva del Gobierno para que dejara su cargo. El ministro de Justicia aceptará la renuncia del juez de la Sala I de la Cámara Federal porteña por lo que a partir de junio habrá una nueva vacante.

Con la salida de Ballestero y la de Eduardo Farah, en la Cámara Federal quedan sólo dos de los seis camaristas que la integran. Una de las vacantes es para Mariano Llorens, quien debe obtener el acuerdo de la Cámara de Senadores y el decreto del Poder Ejecutivo.

El 25 de abril, Ballestero había pedido una licencia por 20 días argumentando razones médicas, luego de haber sido denunciado por firmar el fallo que liberó a los empresarios Cristóbal López y Fabián De Sousa en la causa Oil Combustibles.

Ese fallo, en otro de sus alcances, cambiaba la carátula de “defraudación al Estado” por la de “apropiación indebida de recursos”, un delito menor, en el expediente en el que se investiga a López por la presunta falta de pago de 8000 millones de pesos del impuesto a la transferencia de combustibles en su empresa Oil, dinero que habría utilizado para capitalizar y ampliar su grupo empresario Indalo.

La decisión que benefició a López y a De Sousa fue revisada por la Cámara Federal de Casación Penal, que resolvió que los empresarios debían volver a la cárcel y que la causa tenía que mantener su carátula original. El juez Ballestero podría ahora volver a su puesto -una vez vencida la licencia- o pedir una renovación hasta el 1 de junio, cuando se hará efectiva la renuncia.

Ballestero es investigado en el Consejo de la Magistratura tras una denuncia de la diputada Elisa Carrió quien, un mes antes de que el juez solicitara la licencia, pidió al Consejo que iniciara una investigación para determinar si pudo haber una “motivación económica” de Ballestero para dictaminar a favor de López y De Sousa en la causa.

La investigación contra Ballestero en el Consejo de la Magistratura no se cerrará sino que que quedará suspendida y se reactivaría si el magistrado renunciante fuera convocado a volver a ser parte del Poder Judicial.
Carrió también pidió investigar a Eduardo Farah (el otro camarista que votó por la liberación de López, que pidió ser trasladado a otro fuero) por la sospecha de “posibles vínculos” entre ex directivos del casino de Puerto Madero y funcionarios judiciales.
El magistrado ocupó un puesto en la Sala A del Tribunal de Apelaciones desde el año 2008, cuando fue ascendido tras haberse desempeñado como juez federal de instrucción.
Con la renuncia presentada hoy, en caso de ser aceptada por el Poder Ejecutivo, se abrirá una nueva vacante en el Tribunal de Apelaciones, que actualmente funciona con el camarista Martín Irurzun y  Leopoldo Bruglia por la Sala I.
Farah consiguió que se concrete su pase a un tribunal oral en lo penal económico, algo que tramitó luego de verse involucrado también en las denuncias posteriores a la firma del fallo por Oil Combustibles que benefició a López y De Sousa.  Hace dos semanas, el Consejo de la Magistratura aprobó recomendar al Poder Ejecutivo que acepte el traslado solicitado por Farah. Esa decisión se concretó hoy con la publicación en el Boletín Oficial.

Artículos relacionados