| Declaró en el juicio

Mangeri dijo que la policía lo lastimó para que se hiciera cargo del crimen

Declaró ante los jueces que cuandó se enteró de la noticia lloró abrazado junto a su esposa. Dijo que un hombre lo amenazó con un arma y que su abogado le aconsejó no denunciar las lesiones.

El portero Jorge Mangeri aseguró hoy que las lesiones que presentaba en su cuerpo fueron provocadas por la policía mientras era amenazado para que se hiciera cargo del crimen de Angeles Rawson, y acusó a sus ex abogados de haberle aconsejado mentir para no involucrar al personal de seguridad.

En su indagatoria en el juicio oral por el crimen de la adolescente, Mangeri dijo que la versión de que se había producido las lesiones al caerse de una escalera y rasparse con unos clavos «fue un invento» de sus primeros abogados «para no involucrar a la policía».

Sin nombrar a Miguel Angel Pierri o a Marcelo Biondi, quienes lo representaron en la primera etapa de la causa, el encargado del edificio Ravignani 2360, de Palermo, agregó que «el abogado que me defendía no quería meterse con la policía y me dijo que para disimular las quemaduras inventara un accidente de trabajo».

Mangeri aseguró además esta mañana que se enteró por televisión del hallazgo del cadáver de Ángeles Rawson en el predio del Ceamse, en José León Suárez, en junio del 2013, y que lloró junto a su esposa.

Mangeri es el único acusado en el jucio oral que se sigue por el crimen de la adolescente. Las audiencias continuaron hoy luego de que el Tribunal Oral N°9 rechazó el planteo de la defensa del acusado de suspender el proceso por supuesta imparcialidad.

«Por televisión nos enteramos que habían encontrado el cuerpo. Nos pusimos mal con mi esposa, lloramos abrazados», dijo el encargado del edificio de Ravignani 2360, en Palermo, tras lo cual se quebró ante los jueces del Tribunal Oral.

Mangeri denunció que dos días después del hallazgo del cadáver de la adolescente fue interceptado por un hombre que se hallaba a bordo de «un auto oscuro» y que lo amenazó de muerte para que se hiciera cargo del homicidio.

El imputado aseguró esta mañana en su indagatoria ante el Tribunal Oral que la amenaza ocurrió el jueves 13 de junio del 2013 a la mañana, un día antes de su detención, y que el hombre estaba armado y le dijo: «Hijo de puta, sabés lo que tenés que hacer. Andá a declarar y hacete cargo o te va a pasar lo peor».